Visitar el Loira: una semana por el Canal Latéral à la Loire

El valle del Loira y Nivernais es famoso por sus castillos majestuosos, sus jardines llenos de colores, sus extensos viñedos, sus pueblos medievales… ¡es el destino perfecto! No podíamos resistirnos y hemos querido visitar este lugar mágico por nosotros mismos y hablaros de ello de la mejor forma: ¡con nuestras fotos y nuestra experiencia! Nos hemos dejado llevar por el agua hasta el corazón de estos valles magníficos, navegando y descubriendo las actividades típicas de esta región. ¡Aquí tenéis nuestro viaje por el Canal Latéral à la Loire!

Vinitour

 Vinitour

¿Qué mejor forma de empezar la semana que un tour por los viñedos con cata de vinos? VINITOUR Centre-Loire ofrece la oportunidad de descubrir los vinos del Centre-Loire y su entorno vitivinícola, además de circuitos enoturísticos y talleres de degustación. 

El tour fue muy agradable, gracias también a nuestra guía Laure que nos recogió directamente en el barco y nos enseñó las diferentes cepas de vides de los viñedos, los paisajes y los suelos que determinan las características de cada vino y dos de las mejores bodegas. 

Pudimos probar diferentes tipos de vino, desde el Sancerre hasta el Pouilly-Fumé, todos elegidos sabiamente por Laure, con una atención especial por los productores más respetuosos con el medio ambiente. Después de la cata pudimos comprar nuestros vinos preferidos a precio de coste.

Además, descubrimos unos quesos de cabra exquisitos y ¡los compramos como regalo para nuestras familias!

 

La-Charité-sur-Loire

La-Charité-sur-Loire

Al final del día amarramos en La Chapelle-Montlinard para pasar la noche. El puerto es pequeño y muy familiar. Cogimos las bicis y nos dirigimos hacia el pueblo de La-Chartité-sur-Loire, a 2,5 km del puerto. El recorrido es agradable y fácil, sobre un terreno plano y con carril bici. En tan solo 15 minutos alcanzamos el puente de hierro, conocido como “Vieux pont”, el puente viejo: este puente majestuoso fue construido en 1520 por el prior Jean de la Magdeleine de Ragny. Desde allí, dimos un paseo por el lado derecho del puente donde se reúnen los pescadores y los niños juegan sobre una amplia zona de césped. Al otro lado, un pequeño camino baja hasta el Loira donde había unos barquitos amarrados en la orilla. En ambos lados, la vista del pueblo es fabulosa.

Decidimos cruzar el puente y visitar el pueblo por sus callejuelas típicas, las tiendas y los comercios locales.  En la plaza principal se encuentra el priorato de Notre-Dame de La Charité-sur-Loire, patrimonio mundial de la UNESCO en el marco del Camino de Santiago.

Marseilles-les-Aubigny

Marseilles-les-Aubigny

Al día siguiente continuamos nuestro crucero, disfrutando del buen tiempo de esta región. Nuestros tres barcos Le Boat pudieron navegar tranquilamente a lo largo del canal y cruzar todas las esclusas juntos: ¡pasamos unos momentos de gran diversión y trabajo en grupo!

Cruzar las esclusas no fue difícil, nos ayudamos con las cuerdas y procuramos mantener la distancia correcta entre los barcos.

Marseille-les-Aubigny es un pueblecito maravilloso, con las casas tradicionales y un puerto muy bonito. Es perfecto para hacer una parada después de cruzar las dos esclusas.

Cours-les-Barres

Cours-les-Barres

Hicimos parada para desayunar en Cours-les-Barres, un pueblecito del Cher, y tuvimos la suerte de que ese día se celebrara la Fiesta del pan.

Aprovechamos para visitar el mercado artesanal con productos típicos locales y descubrimos los embutidos, los quesos, los vinos… pero también las obras de unos autores locales, las joyas y los objetos de arte artesanales y, obviamente, ¡el pan! Cocido en el horno del pueblo, se prepara de muchas formas diferentes. Probamos el de chorizo, el de queso de cabra y el de tocino: ¡una delicia!

Apremont-sur-Allier

Apremont-sur-Allier

Una vez llegamos al puerto de Guétin, decidimos alcanzar en bicicleta Apremont-sur-Allier, unos de los pueblos más bonitos de Francia.

¡En tan sólo 30 minutos de paseo, habíamos alcanzado nuestro destino! La primera parte del trayecto sigue el Canal d’Alimentation y es muy agradable, a la sombra de grandes árboles y rodeado de la naturaleza. La última parte del trayecto se encuentra cerca de la carretera y sigue el curso del Allier: en este tramo es necesario prestar mucha atención, en particular si hay niños. 

Nada más llegar, aparcamos las bicis y paseamos por este pintoresco pueblo medieval, adornado con flores coloridas y muy bien conservado. La visita del Parque Floral, premiado como “Jardín remarcable”, incluye el Museo de carruajes, la exposición, y el paseo por la muralla del castillo. Los precios son de 10€ para los adultos y 6€ para los niños de entre 7 y 12 años.

¡También disfrutamos de momentos únicos paseando a lo largo del Allier y sus cafeterías!

Le Guétin: las esclusas y el puente canal

Le Guétin: la chiusa e il ponte canale

Por la mañana temprano fuimos a dar un paseo hacia la esclusa doble y la playa del Allier. La vista de la esclusa fue impresionante, ya que pudimos comprobar por nosotros mismos su gran altura: ¡9,5m! La vista de la playa del Allier y del puente canal de Guétin nos impresionó también, ¡y más sabiendo que íbamos a cruzarlo poco después!

Una vez de vuelta al barco y tras haber desayunado, nos dirigimos hacia la esclusa y pudimos entrar en seguida ya que el agua se encontraba al nivel correcto cuando llegamos. El encargado de la esclusa enganchó nuestras cuerdas con unas cuerdas muy largas y las subió para devolvérnosla enseguida. Algunos transeúntes se detuvieron para observar la operación: ¡la verdad es que fue impresionante!

Navegando por el canal

Navegar por esta región es muy agradable, el canal es muy silencioso y no suele haber carreteras cerca. Casi no nos cruzamos con otros barcos durante la mayoría del trayecto y pudimos disfrutar de una paz y una tranquilidad absolutas, admirando los paisajes, las casitas cuyos jardines se asoman al canal, las vacas pastando y las familias de patos. Pudimos apreciar como cambiaba el paisaje a lo largo de nuestro camino: desde las colinas verdes y los viñedos frondosos de la región de Sancerre hasta las llanuras con sus grandes árboles. 

Cada miembro del pasaje tuvo la oportunidad de tomar el mando y disfrutar del barco ya que se trata de un itinerario fácil, con virajes y puentes amplios. Las distancias entre las esclusas permitieron a cada uno adquirir la confianza necesaria para para navegar con toda tranquilidad.

Nevers

Nevers

Dejamos el Canal lateral al Loira para visitar la maravillosa ciudad romana de Nevers. En el cruce de Nevers es posible escoger una bifurcación con dos esclusas automáticas.

El puerto de Nevers están bien equipado, y la capitanía está abierta hasta las 8.00 de la tarde.

Ese mismo día, cogimos las bicis y alcanzamos el casco antiguo en aproximadamente 20 minutos. Dejamos las bicicletas en la plaza del castillo y fuimos a la Oficina de Turismo para participar en una búsqueda del tesoro en la ciudad: el objetivo de este juego en grupo es descubrir algunos de los lugares menos conocidos de Nevers superando varias pruebas: ¡nos lo pasamos muy bien!

Después continuamos nuestra visita de la ciudad, entreteniéndonos en los lugares más emblemáticos de Nevers, como el famoso Palacio Ducal y la imponente Catedral de Saint-Cyr-et-Sainte-Juliette de Nevers.

El parque de atracciones Les Z’accrochés

Les Z’accrochés

¡Mañana de deportes! A tan solo 25 minutos de carretera desde Nevers, en Sauvigny-les-Bois, se encuentra el parque multiaventura Les Z’accrochés. Este parque de atracciones ofrece actividades para todas las edades y los gustos: hay 18 circuitos y más de 220 actividades, de las cuales 40 son tirolinas. El parque ofrece una gran variedad actividades con niveles diferentes: ¡emociones fuertes garantizadas para todos, incluso para los más valientes! El personal es muy acogedor y disponible.

Además de las acrobacias es posible participar en cursos de orientación en el bosque, competiciones de biatlón, paseos en segway y escalar árboles.

Si no quieres participar en las actividades puedes relajarte en las grandes mesas o animar a tus familiares y amigos durante las actividades.

Llegada a la base de Decize

Al final de nuestro crucero alcanzamos la base de Decize, una población del departamento de Nièvre de 6000 habitantes. La base está abierta todos los días de 8.30 a 12.30 y de 14.00 a 18.00 horas.

A nuestra llegada fuimos acogidos por el amable jefe de la base, Florent Courbez. 

Desde la base de Decize es posible escoger entre diferentes itinerarios:

  • Decize IDA Y VUELTA vía Nevers (3 noches)
  • Decize IDA Y VUELTA vía Sancerre (7 noches)
  • Decize IDA Y VUELTA vía Chatillon-en-Bazois (7 noches)
  • Decize IDA Y VUELTA vía Paray-le-Monial (7 noches)
  • Decize IDA Y VUELTA vía Roanne (10 noches)
  • Decize - Tannay SÓLO IDA (7 noches)

 

Consulta los itinerarios recomendados por el valle del Loira y Nivernais y descubre todo lo que te puede ofrecer esta maravillosa región.

 

Gracias a esta gran aventura en equipo hemos podido explorar esta región de una forma diferente ¡que nos ha encantado!

El Canal Lateral al Loira es perfecto para relajarse disfrutando del crucero. Para descubrir estos magníficos paisajes ¡reserva ya tu crucero por el Valle del Loira y Nivernais para el verano!

¡Te esperamos a bordo!